¿A quién ama Gilbert Grape?

31 08 2011

¿A quien ama Gilbert Grape?

Queridos internautas:

En “Vida de este chico” Leonardo llamó la atención de los críticos, que quedaron gratamente sorprendidos con su actuación. Pero lo que ellos no esperaban, es lo que vino después. Ese mismo año, 1993, Leo consiguió el papel que marcaría un antes y un después en su carrera, y por ende, en su vida. A partir de ese momento, DiCaprio se convierte en un personaje público. Aparece en entrevistas y platos de TV, y le siguen algunos paparazzis. Su nombre empieza a ser conocido en los estudios de Hollywood, y aunque aún no es considerado un ídolo de masas, todo el que se precie de saber de cine, sabe quien es Leonardo DiCaprio.

Recordemos ahora, que estamos en 1993, y que Leonardo tiene sólo 19 años.

Antes de acabar su película con Robert de Niro, Leo ya tenía un nuevo proyecto; “¿A quien ama Gilbert Grape?”.

Lasse Hallström, su director, no estaba convencido de coger a Leonardo porque temía que su atractivo físico desviase la atención del espectador, algo que se solucionó con una prótesis dental y un corte de pelo horroroso. Pero al final se decidió por Leo, porque le gustaba la distancia que reflejaba su mirada, y acertó de pleno. De su mirada dual me oiréis hablar a menudo. Creo ahí está en gran parte, el secreto de su éxito. Pero ya hablaremos de eso más adelante.

Hallström acompaño a Leo a Texas para que pasara unos días con jóvenes retrasados y así preparar su papel. Allí conoció a un chico autista del que copió algunos gestos y tics. Y para desarrollar más el personaje también añadió cosas de otras personas que conoció; -La gente tiene la idea de que los niños retrasados están completamente locos y de que viven en un limbo, pero resulta reconfortante verlos. Es como si todo fuese nuevo para ellos. Cuando empecé, intenté procesar toda la información: los tics, las formas de moverse, las expresiones faciales… Descubrí que había mil maneras diferentes de interpretar aquel papel, un montón de cosas distintas que podía hacer.-

Pero Leo estaba convencido de una cosa, de que no podía haberlo hecho sin Depp; -Johnny era exactamente como Gilbert, pero no era algo que se propusiese, sino que le salía de dentro. Nunca llegué a entender lo que le sucedía, porque no es que se produjese un gran drama emocional todos los días en el rodaje…, pero había detalles sutiles en él que hacían que me preguntase qué estaba pasando. Hay algo genial y estupendo en la forma de ser de Johnny, pero al mismo tiempo resulta difícil llegar a conocerle del todo. Esto es lo que lo hace interesante.-

A Depp le encantaba ver la cara que ponía cuando olía algo desagradable, porque Leo es muy maniático de los olores, así que cuando encontraba algo asqueroso por el plató, se lo acercaba y DiCaprio hacía grandes muecas. Cuando Johnny empezó a llevarle huevos podridos y salchichas en vinagre, Leo optó por cobrarle. ¡Llegó a ganar hasta quinientos dólares!. Esa camaradería entre los dos quedó reflejada en la gran pantalla con esta maravillosa película.

Los críticos dijeron cosas como: -DiCaprio en el papel de Arnie, hace un trabajo excepcional. A pesar de que el filme raya la veneración hacía los deficientes mentales (Arnie es el personaje más adorable de la película), DiCaprio de vida a un niño extraño y exasperante que no deja de ser motivo de vergüenza para su familia. Además, el lenguaje corporal de DiCaprio resulta extremadamente preciso.-, -Gilbert Grape se sostiene gracias a la sorprendente e instintiva actuación de DiCaprio.- En Entertainment Weekly escribieron: -Leonardo DiCaprio, la vibrante joven estrella de “Vida de este chico”, realiza una audaz y técnicamente sorprendente interpretación de Arnie. Este chico va a dar mucho que hablar.- Movieline decía: -DiCaprio, que ya obtuvo un gran éxito de crítica por “Vida de este chico”, lleva a cabo la mejor interpretación de un personaje deficiente mental que he visto en el cine. Hace lo que Dustin Hoffman creía estar haciendo en Rain man.-

Leonardo hizo una interpretación tan perfecta de Arnie, que obtuvo una nominación a los Oscars  y al Globo de Oro como Mejor actor secundario. También recibió el premio de la Asociación de Críticos de Chicago como Mejor actor revelación y el Premio National Board of Review  como Mejor actor de reparto.

Todo este revuelo dio mucho que pensar a Leo, y es cuando decidió hacía donde quería orientar su carrera: -Quiero hacer películas donde pueda implicarme junto con actores de calidad, un director de talento y un buen guión.- -No me di cuenta de lo mucho que me gustaba actuar hasta que hice ¿A quien ama Gilbert Grape?. Me encanta crear un personaje y colaborar con un director. Sientes que lo que haces no lo haces en balde, sino que va a perdurar. Michael Caton-Jones, el director de “Vida de este chico”, me dijo: “El dolor es pasajero, las películas son para siempre.” Es mi frase favorita.-

Pero a Leonardo aún le quedaba mucho por recorrer. Y puede que no diera siempre  con el director o el guión perfecto, pero tendría que correr el riesgo.

Un saludito.

P. D: Datos extraídos del libro “Leonardo DiCaprio. Su verdadera historia.”

 

Anécdota:

Durante la ceremonia de los Oscars, su madre fue al servicio en el descanso y luego no la dejaban volver a entrar. Justo en ese momento empezaron a decir las candidaturas al mejor actor secundario y Leo, con un ataque de pánico al ver que su madre no estaba allí, se giró hacía los guardias de seguridad y gesticulando con los labios, les dijo: -Déjenla pasar. Soy un candidato al Oscar-. Su madre saltó a su asiento y él se serenó, y siguió sonriendo como si nada.

“Nunca hago ese tipo de cosas, pero en ese momento me pareció importante que mi madre estuviera allí conmigo. Estaba tan nervioso, que cuando oí que el ganador era Tommy Lee Jones, me entraron ganas de arrodillarme en el suelo y darle gracias a Dios”.

 

Mi crítica:

¿A quien ama Gilbert Grape? es un drama emocional sobre un joven que se siente atrapado en una vida que aborrece, pero que no puede abandonar porque se siente responsable de las personas a las que ama, y de las que se avergüenza al mismo tiempo. Trabaja en un pequeño supermercado y vive con su madre, que pesa 200 kilos y lleva siete años sin salir de casa, sus dos hermanas adolescentes y su hermano deficiente (nuestro Leo), al que tiene que vigilar constantemente porque está obsesionado con subirse al depósito de agua del pueblo.

Cuando llega Becky (Juliette Lewis), una chica liberal que viaja con su abuela, enseguida se sienten atraídos mutuamente e iniciaran una relación que le enseñará a comprender que su familia es igual de válida que cualquier otra, y de que forman parte de su esencia.

Tanto su obesa madre, como su dulce e irritante hermano (fantástica la escena en la que Arnie sale con los dedos y la cara llena de pastel de cumpleaños), son los que hacen que Gilbert sea como és, y creo que Arnie equilibra su forma de ser y le da ese punto infantil que le falta a Gilbert, encarnado por un estupendo Johnny Depp.

Ese será el primero de una serie de acontecimientos, que cambiaran su mundo para siempre.

Leo, por su parte, hace una interpretación magistral. Está increíblemente creíble; soberbio, magnífico, admirable. Con la mirada perdida mientras se mete el dedo el la nariz y berrea: “¡puedo morir en cualquier momento!”.

Sin duda, esta extraordinaria y enternecedora película es una de las que no pueden faltar en la filmoteca de ningún cinéfilo.

Puntuación para Leo: 10

Arnie

¿A quien ama Gilbert Grape? Trailer en español

Gilbert Grape (characters)  inglés